Humor y Administracion

Greguerías jurídicas de nuestro tiempo

  El buen humor no está reñido con el Derecho. La felicidad tampoco. En su libro Humoradas, Doloras y Greguerías jurídicas (1960), Nicolás Pérez Serrano dedica unas páginas a lo que entiende por “greguerías” como “enunciación breve, y no adiposa, de pensamiento ingenioso o paradójico que pueda sugerir una idea nueva al lector”. De sus agudas aportaciones extraigo ésta:

El profano asistía a la vista por la curiosidad espectacular que ella suscita. El enterado, que le acompañaba, hubo de explicarle la mecánica interna del Tribunal:«uno que atiende y no entiende», otro « que entiende, pero que no atiende» y un tercero «que ni entiende ni atiende».

Por mi parte, prefiero el sentido de las greguerías de mi admirado Ramón Gómez de la Serna, con juegos de palabras, imágenes y metáforas, con guiño humorístico, así que me propuse reflexionar sobre las posibles “Greguerías Jurídicas” y se me ocurren las siguientes, en intento de provocarle una sonrisa (que no viene mal con la que está cayendo)

  1. Se hizo abogado por ser hombre de recursos
  2. Los jueces son compasivos porque todos les suplican
  3. Hay jueces desalmados que siempre desestiman
  4. Los juicios penales son funerales de cuerpo presente
  5. Aquella ley entró en vigor con tanta fuerza que nadie podía derogarla
  6. De reglamento están hechas las pelotas de los políticos
  7. Los parlamentarios son tramposos porque “quien hace la ley…”
  8. Aquel abogado tenía la espalda doblada porque siempre le tocaba la carga de la prueba
  9. Se habla más del principio de legalidad que del fin de la legalidad
  10. En la administración no cabe el trasplante de órganos
  11. Aquella dieta seguida por el funcionario le permitió ser nombrado delgado del gobierno
  12. Al sufrir daños por caerse en la vía pública el médico no le prescribió medicamentos por ser imprescriptible
  13. Como eran servicios públicos, los usuarios los querían gratis y con la urgencia inaplazable propia de quien busca los servicios públicos
  14. Como estaba conforme con la sentencia, en vez de recurso de casación planteó recurso de divorción
  15. Cuando son muchos magistrados el Pleno de la Sala se celebra en un Salón y cuando son pocos en una salita
  16. Las sentencias con ordenador son más ordenadas y las que escriben a mano son mas amañadas
  17. Que la Justicia se imponga con un mazo es como rezar con palabrotas
  18. Las sentencias desestimatorias nos convierten en niños perdidos
  19. El abogado del estado tenía un argumento tan poco sólido que para evitar el non liquet, se evaporó
  20. La sala de vistas parecía un casino presidido por un croupier triste
  21. Aquella demanda era tan inadmisible que ni el abogado pudo escribirla
  22. La vista oral es un tango bailado por abogados que no todos saben bailar sin pisarse ni caerse
  23. Al juez Costa le costaba condenar en costas, después de recostarse y tomar picatostes antes de acostarse y soñar con la costa.
  24. Contencioso-administrativo : palabrota para quien no la entiende
  25. Pleito: virus contagioso sin vacuna posible
  26. En los pleitos el tiempo es oro que sufre devaluaciones
  27. Los autos judiciales nunca salen del garaje
  28. Aquella sentencia tenía tantos errores que se dispuso directamente que donde dice “sentencia” debe decir “borrador de sentencia”.
  29. Hay sentencias que mejor sentarse...para oírlas
  30. Es más largo todo alegato jurídico cuando se escucha que cuando se expone
  31. Gran milagro del reciclaje convertir miles de folios de los autos en el puñado de hojas de la sentencia.
  32. Es cosa milagrosa que las sentencias desfavorables pueden resucitar con el recurso y las sentencias favorables pueden ser enterradas con otro recurso
  33. El abogado se allanó y se tendió en el suelo delante del juez
  34. El abogado desinsistió y se acabó el litigio.
  35. El abogado se calló y se lebantó
  36. De abogado a ahogado solo hay una letra
  37. Los que esperan la citación como testigos parecen pacientes esperando el turno en el dentista
  38. Los que esperan la citación como peritos parecen opositores esperando el examen
  39. Los jueces en la vista parecen cabreados porque nadie les espera…
  40. Todos comprenden por qué en los pleitos se viste de negro
  41. Los litigios son como los orgasmos pues es difícil que todos los intervinientes sean felices a la vez.
  42. Aquel procedimiento fue tan abreviado que ni se presentó la demanda
  43. Aquel abogado hizo un chiste en la vista oral y fue el último
  44. Al escuchar la pregunta de si jura o promete decir la verdad el corazón del testigo se acelera
  45. Aquel abogado era tan pedante que la sala apestaba
  46. El juez leía de tal modo las generales de la ley que el testigo se sentía ante un pelotón militar
  47. Salían de la vista oral como de la montaña rusa
  48. El abogado cortaba y pegaba y el juez lo barajaba
  49. Hay abogados que se toman el asunto como si fuere el Juicio Final e impiden que llegue ese final
  50. Aquel juez por encima de la toga mostraba prepotencia y por debajo de la sentencia se veía su inexperiencia
  51. Aquel inventor, que descubrió como leer la mente de testigos, abogados y jueces, está en paradero desconocido
  52. Esperar los peritos y las peritas es un momento dulce.
  53. La ley procesal es como el Quijote, casi todos afirman haberlo leído por completo pero la mayoría solo por partes.

En fin, buenas o malas, soy el único responsable de este descanso que me he tomado para juguetear con el derecho, pero si usted tiene alguna greguería que proponer, gustoso la iré añadiendo al listado (incluso con el apodo o nombre que se indique).

Buen fin de semana.

5 comments on “Greguerías jurídicas de nuestro tiempo

  1. Conquero

    Se sabe, maestro Chaves, que en épocas no tan lejanas hubo gentes que perdieron juicios de faltas por falta de juicio. Y es que algunos, más que enfrentarse a un procedimiento de jura de cuentas, parece que se lo toman como una promesa de cuentas, y ya se sabe que lo prometido es deuda…

  2. JOSEMARIA

    Greguerias, según G. De la Serna, serían HUMOR+METÁFORA pues nuestro admirado JR CHAVES en eso es maestro

  3. Gracias por amenizar la frialdad de los textos.
    En mi web de fotógrafo indico
    «Para ver la luz, mira las sombras» (aquello que queda oculto explica más que lo visible)

    ¿Donde está el reconocimiento de autoría en los textos legales?
    ¿por qué el juez no cita a vista al autor del texto, para ilustrarse en la intención de su escrito?

    La legislación española es la primera en ocultar la información en las sombras de su propio texto Real Decreto Legislativo 1/1996, de 12 de abril, de propiedad intelectual,
    Artículo 14. Contenido y características del derecho moral.
    3.º Exigir el reconocimiento de su condición de autor de la obra.

    Entiendo que el autor o coautores no quieran que se les vincule a textos que inducen a interpretaciones contrarias a ley. Entiendo que no pueden sentirse orgullosos por su creación, acogiéndose a los puntos previos…
    1.º Decidir si su obra ha de ser divulgada y en qué forma
    2.º Determinar si tal divulgación ha de hacerse con su nombre, bajo seudónimo o signo, o anónimamente.

    Ello no quita que los jueces y los abogados defensores «exijan» la pericial del autor, cuando es posible y es obligado por ley el reconocimiento del autor a quien firmó el texto si no fuese suya la creación.

    Nadie puede considerarse autor sin serlo, bajo pena de delito en propiedad intelectual y si ante un jurado afirma desconocer el autor, puede meterse en un lio.

    ¿Se puede utilizar la legislación para aclarar los textos de ley?.

  4. Alfon Atela

    No sé si me lo pasará la censura, pero lo cierto es que:

    – Los documentos más importantes (como declaraciones en instrucción) los firma el juez con las partes.

    – El letrado/a de la administración de Justicia es quien se encarga de levantar el acta de la reproducción y de custodiar los correspondientes materiales (art. 388 LEC).

  5. Jesus Angel Ibarreche

    Al autor: publique por favor la greguería del Sr. Atela del Juez con las (je, je) partes.

    También al autor: Gracias. Nunca nos falte. Por favor.

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: