Humor y Administracion

Doce razones por la que podemos aventurar que Jesucristo era Catedrático de Universidad

Doce razones por la que podemos aventurar que Jesucristo era Catedrático de una Universidad

Siguiendo con sus investigaciones de arqueología jurídica, la prestigiosa Universidad de Tokameroke ha conseguido explicar porqué Jesucristo quizás era Catedrático, y lo sintetiza en doce razones.

1- Quizás su especialidad era matemáticas, pues siempre hablaba de “parábolas”.

2- Siendo becario (pues su padre era carpintero) asombraba a los sabios en el templo.

3- Sanaba enfermos y recetaba frente al mal, luego era Doctor.

4- Su habilidad con los endemoniados le permitió ascender de la Universidad de Galilea a la Universidad Central de Jerusalén.

5- Tenía relación tensa con el Director del Departamento (Pilatos).

6- Su metodo de enseñanza era “sermonear” a los alumnos.

7- Sus escritos “suenan” a arameo.

8- Formó Escuela.

9- Le traicionaron sus discípulos.

10- En su mayor apogeo, sufrió una “Barrabasada”.

11- Es muy citado, y sus conclusiones tergiversadas, y sentó las bases de la Teoría del Caos.

12- No se sabe quien pagó la última cena, pero él no.

0 comments on “Doce razones por la que podemos aventurar que Jesucristo era Catedrático de Universidad

  1. 13. Tal era su grado de absentismo que, tras su muerte, ni siquiera se quedó en su tumba…

  2. Eduardo

    14. De vocación investigadora, dedicó treinta años a la investigación y sólo tres a la docencia.

  3. 12. bis.-La última cena intentó pagarse como un gasto de representación a través de un pago a justificar, pero no pudo pagarse porque quien la sirvió resultó que no podía emitir factura.

  4. Juan Manuel del Valle y Elena Sánchez

    PERO…..TAMBIÉN PODRÍA SER PAS (o sea personal de administración y servicios).

    1.- Porque su reino no era de este mundo (el académico, claro, que si fuera de la Agencia Tributaria o de un Ministerio…).

    2.- Porque hacía milagros con pocos medios disponibles (multiplicaba panes y peces, hacía mejor vino que el oficial…).

    3.- Porque los que mandaban no le hacían caso, sino sólo los desheredados (o sea , los que eran como él, y tampoco siempre).

    4.- Porque el tiempo vino a darle sobradamente la razón, y en su momento apenas dejó huella.

    5.- Porque andaba sobre las aguas sin mojarse.

    6.- Porque para una vez que pasó a la acción no se le ocurrió más que echar a los mercaderes del templo (¡qué idea más impopular!).

    7.- Porque siempre le tocó volver a la vida a los muertos, hizo hablar a los mudos , se llevó bien con los pecadores y le tocó lidiar con los endemoniados. Todo marrones.

    8.- Porque hasta le traicionó uno de los suyos y por un precio muy por debajo de mercado.

    9.- Porque le prendieron en un huerto ( que no era suyo)… pero no ardió(era funcionario de carrera).

    10.-Porque todos prefirieron a Barrabás, un advenedizo que era un delincuente habitual.

    11.-Porque le negaron tres veces, que se sepa, aunque debieron ser muchas más, pero nadie lo dice (¡ Uy, yo no he sido!).

    12.-Porque, aún así, le crucificaron, y se tuvo que llevar la cruz , con una ayudita de ná, y p´a cumplir, y la verdad es que no le libró del marrón.

    ————Así que tenía que ser PAS.

  5. Sevach

    Para Javier,Eduardo y UMMJ: ¡Ingeniosos! Quizás en una futura publicación incluiré vuestras sugerencias para alcanzar las 20 razones (con cita de los autores claro). Y Juan Manuel..¡brillante!.. Tu aportación merece un post independiente….

  6. Este post me parece ofensivo para los cristianos. Especialmente el de Juan Manuel del Valle y Elene Sánchez. Hacer mofa y befa con lo que dice el Evangelio sobre la vida de Jesús es una falta de respeto hacia millones de personas. Aquí existe sensibilidad con todo y con todos. Ahora bien, como creas en Dios, te vienen de todos lados. Que poca vergüenza tienen algunos.

  7. Debo señalar, por mi condición de sacerdote y profesor asociado de Derecho Civil en una Universidad católica, que el post no resulta irreverente ni ofensivo. No me agradan algunos versos pero creo que la licencia del humor los ampara. El humor siempre ha estado presente en la Iglesia y en las prédicas del Maestro. Sólo así se entiende aquélla frase de “pasar un camello por el ojo de una aguja” (Mt 19:24) o la de “¿Por qué miras la paja que está en el ojo de tu hermano, y no echas de ver la viga que está en tu propio ojo?” (Mt 7:3), demostraciones de fina ironía al servicio del magisterio.
    Y el sucesor de Pedro, su santidad Juan XXIII cuando fue nombrado y le fotografiaban comentó a los periodistas, cuando le pedían un mejor perfil: “Mire, Dios nuestro Señor supo ya muy bien desde hace setenta y siete años que yo había de ser Papa. ¿No pudo haberme hecho más fotogénico?”. Un saludo afectuoso.

  8. S.P., si usted es sacerdote, ¿ me quiere epxlicar qué tiene que ver lo del camello pasando por el ojo de una aguja con el humor?. Usar la vida de Jesús para hacer chanza, incluyendo la misma crucifixión, es lamentable. Pero bueno, no me sorprende que haya sacerdotes que disfrutan con este tipo de cosas. De todo hay en la viña del Señor.

  9. Juan José Ibañez es un científico que tiene un blog muy recomendable. En esta entrada presenta como un biólogo del genoma (BG) muere y encuentra a San Pedro (SP) en las puertas del cielo, con la siguiente conversación:

    GB: Bien, por lo menos estoy aquí. No me emociona estar muerto, pero es un alivio saber que voy al cielo.
    SP: Siento que no sea tan sencillo. Debemos verificar una serie de hechos.

    BG: ¿Verificar qué?
    SP: La historia de su vida. (San Pedro hojea en un enorme libro). Está todo aquí ¿sabe?

    BG: Estoy seguro de ello. Estoy un poco sorprendido de que no utilice algo más actual. Oiga, no estoy preocupado. Yo era un buen científico, un buen ciudadano, un buen hombre de familia, creo. Yo nunca…
    SP: Sí, sí, estoy seguro, pero ¿sabe?, nada de eso importa. La única cosa que importa es su Índice de Impacto.

    BG: ¿Índice de Impacto?
    SP: Su factor de impacto. Eso es todo lo que ahora utilizamos para valorar su trayectoria. Si su IF es superior a 10, usted entrará aquí. Si es más bajo, bien…

    BG: ¿Mi factor de impacto? ¿Qué demonios… perdón (gesto apesadumbrado), es eso?
    SP: Es algo que tomamos prestado a la ciencia de la tierra. Antes se hacía de manera rigurosa: Mandábamos a un ángel novato abajo a comprobar los hechos, cómo sus actos afectaron la vida de sus amigos y su familia, considerando sus intenciones en relación a sus acciones. Toda esa clase de cosas. Era algo muy aburrido que requería un número creciente de nuevos ángeles, lo que terminó siendo difícil de llevar a cabo desde que el capitalismo de libre mercado se implantó con toda su furia allí abajo. Entonces nos percatamos que ustedes los científicos nunca se molestaron en hacer algo similar. Si ustedes tenían que evaluar a alguien, todo lo que hacían era comprobar ese número, el factor de impacto. Hicimos lo mismo. Ahora, cuando viene cualquier alma aquí, todo lo que hacemos es comprobar su número.

    BG: ¿Un solo número? ¿Ha perdido usted el juicio? ¡Usted no puede resumir la vida entera de alguien con un solo número!
    SP: Ustedes lo hacen. Resumen su carrera así cuando deciden si han publicado en las mejores revistas o han realizado el mejor trabajo. Es así como ustedes deciden quién consigue ser promovido, quién es una estrella, quién consigue financiación y…

    BG: ¡Eh! (Agitándose él mismo.) Mire, desde que el factor de impacto domina los juicios científicos la gente con creatividad está condenada. Los burócratas no necesitaron saber nada o disponer de algún conocimiento; todo cuanto tenían que hacer era confiar en esos números arbitrarios. ¿Y ahora me está usted diciendo que en el reino de los cielos hacen lo mismo para valorar quien debe entrar aquí y quien no?
    SP: Sí; es mucho más simple. No importa si usted intentó hacer un trabajo duro o de calidad, si era piadoso, modesto o generoso. La única cosa que importa es cuán alto es el impacto que calculamos que usted tiene.

    BG: ¡Pero eso es totalmente incorrecto! Mire, yo le podría hablar quizá de la gente que urdió tal idea e impulsó su uso. Si tuviera la gentileza de otorgarme un minuto, por favor…

    SP: ¡Oh!, no están aquí. (Agita su mano y una imagen emerge difusamente de una nube. Aparece un agujero enorme en donde hierven sulfuro y azufre. Allí, metidos casi hasta el cuello, se vislumbran un puñado de hombres trajeados) Como usted puede ver están en un clima más caluroso.
    BG: Bueno, al menos eso parece justo de alguna manera. Espere un minuto, se lo ruego. ¿Es ese George W. Bush?

    SP: Sí.
    BG: Pero su factor de impacto debe de haber sido enorme.

    SP: ¡Oh!, el valor absoluto se salía de los registros. Pero también tuvimos en cuenta el signo…
    BG: Entonces, ¿por qué está solamente metido en azufre hasta las rodillas?

    SP: ¡Oh!, él está sobre los hombros de Dick Cheney. (La imagen se volatiliza.) Ahora permítanos volver a usted…
    BG: No entiende que si idea de determinar el impacto de alguien en el futuro a partir de dónde publica hoy es totalmente absurda. De acuerdo a ese criterio, Dios tendría un índice de impacto de cero. Me explicaré: Él hizo su mejor trabajo hace mucho tiempo; nadie ha podido repetirlo; ¡y todas sus ideas se publicaron en un libro, no en una revista con revisión por pares!

    SP: Muy divertido. Váyase al infierno. Palabra de Dios…….

Gracias por comentar con el fin de mejorar

A %d blogueros les gusta esto: