Rincón del Opositor

Sobre la discriminación positiva de los hombres en las oposiciones al empleo público

Un reciente post de Antonio Arias revelaba la demostración estadística de la mayor confianza de los pacientes en operaciones de riesgo si el cirujano era mujer, así como en las actividades de mayor responsabilidad. En esta línea, nuevos hallazgos en el campo de la neuropsicología de la diferencia de sexos arrojan resultados interesantes.

 

1. Así, aun partiendo de que el cerebro masculino y femenino tienen muchas mas concomitancias que desigualdades, y teniendo muy presente que la educación, la experiencia y la herencia genética pueden influir de forma determinante en la capacidad y habilidad intelectual del adulto, lo cierto es que las partes del cuerpo calloso, las fibras que conectan los hemisferios derecho e izquierdo del cerebro, son mayores en la mujer que en el hombre, según las investigaciones de Sandra Witelson, neuropsicóloga en la Escuela de Medicina de la Universidad MacMaster en Hamilton (Ontario).

Por cierto, la misma científica que tiene guardado un trocito del cerebro del gran Albert Einstein.


 

2. Pues bien, aunque en materia cerebral posiblemente “el tamaño no importa”, lo cierto es que el cuerpo calloso conecta los centros verbal y espacial de los hemisferios cerebrales, enviando información en las dos direcciones. Ese dato está vinculado a la comprobación estadística de que, en promedio, las chicas comienzan a hablar mas pronto que los chicos, tienen mayor fluidez de hablar que los hombres, cometen menos errores en gramática y en pronunciación. Frente a ello, los hombres tienden a realizar mejor determinados trabajos espaciales (más útiles en matemáticas, ingeniería y arquitectura).

 

3. Ante este planteamiento científico, nos encontramos con que la inmensa mayoría de los procedimientos selectivos para cuerpos superiores de la Administración en el ámbito jurídico y administrativo, incorporan ejercicios para evaluar extensos conocimientos sobre temarios, en forma oral o escrita. Pues bien, apartándonos de todo prejuicio o apriorismo dogmático, y apoyándonos en la realidad práctica, resulta innegable que la capacidad de retener datos (fechas, normas, contenidos, etc) en términos cuantitativos, es muy superior como promedio en la mujer que en el hombre, siendo prácticamente unánime la impresión de los miembros de los Tribunales calificadores (reflejada en las calificaciones finales) de que los ejercicios memorísticos son realizados con mayor eficacia por las mujeres que por los hombres, o lo que es lo mismo, que el esfuerzo de las mujeres para un mismo resultado es menor que el de los hombres.

 

4. En este punto, Sevach no se resiste a contar una anécdota absolutamente real relativa a una brillante compañera de la Facultad de Derecho que con ocasión del examen oral de Derecho Internacional Privado, y al ser preguntada por un tema concreto, se lanzó a una exposición vertiginosa, monótona, detallada y exacta, sin adjetivos ni emoción alguna; cuando finalizó el monocorde discurso, el Catedrático la interpeló suavemente: Señorita… ¿usted entiende lo que dice?. Y la alumna respondió candorosamente: “No señor, nada… ¿pero a que lo dije bien?”. Ni que decir tiene que la alumna aprobó y hoy es una excelente fiscal, que suele festejar la anécdota.

 

5. Volviendo al hilo principal del post, he de insistir en que no se trata de ser mas “listo” o mas “torpe” el hombre o la mujer, sino lisamente señalar que la habilidad o aptitud memorística es superior en ésta que en aquél. Y de ahí resulta fácil derivar, que si existe una ventaja innata, lo lógico sería restablecer la igualdad tratando de forma diferente lo que es diferente. Y en consecuencia, del mismo modo que en las pruebas físicas para policía nacional, por ejemplo, se exije menos resultado deportivo a las mujeres que a los hombres (tiempos de velocidad, salto de altura, etc), podría ser razonable que en las pruebas teóricas para otros cuerpos, se exigiesen menos temas a los aspirantes varones que a las mujeres (o menor puntuación para aprobar). Y en el caso de las pruebas teóricas para cuerpos superiores bien podría ofrecerse una opción, sobre idéntico temario, en que cada aspirante libremente elegiría (sea hombre o mujer), o bien una prueba de conocimiento memorístico o bien una prueba de entrevista o exposición discursiva.

 

6. Claro que también podría sostenerse que sería justo conceder cierta ventaja a las mujeres en la prueba para desterrar los seculares prejuicios (afortunadamente en regresión) encaminados a pensar que el poder público y el directivo debe estar en manos masculinas. Sevach lo comenta a la vista de lo que relata Malcom Gladwell en su interesante ensayo sobre “Inteligencia Intuitiva” (Santillana, 2006). En el mismo se relata cómo para la selección de músicos para las orquestas solía imperar una discriminación negativa hacia las mujeres, por considerar tradicionalmente que ciertas piezas musicales no podían tocarlas igual la mujeres ya que se requerían unos labios, pulmones, fuerza y resistencia de la que carecían. Tras algunos pleitos sonados y por la organización sindical de los músicos, la selección de miembros par las Orquestas oficiales se ha objetivado de forma extrema pero eficaz. Así, en lugar de que la decisión dependiese exclusivamente del director de orquesta, se obligó a fijar un tribunal oficial de audiciones. En segundo lugar, se implantaron normas para prohibir que los miembros del Tribunal hablasen entre sí durante las pruebas para evitar que una opinión influyese en otra. En tercer lugar, a los músicos se les dejó de identificar por su nombre para hacerlo por números. Y lo más curioso pero eficaz,… ¡se pusieron cortinas entre el tribunal y la persona que se sometía a la prueba, y en caso de que se aclarase la garganta o hiciese otro sonido que diese pistas de identificación, se le invitaba a salir y se le asignaba otro número. Cuando se generalizaron estas reglas, el resultado fue… ¡un espectacular incremento de la contratación de mujeres!.

 

19 comments on “Sobre la discriminación positiva de los hombres en las oposiciones al empleo público

  1. Interesantísimo artículo.

    Sin tener datos que avalen lo que voy a decir, afirmo que la capacidad de hombres y mujeres para retener datos en la memoria es similar.

    Mi experiencia profesional y mi participación durante años en tribunales de oposición me lleva a pensar que si existen mejores resultados en las oposiciones en mujeres es porque éstas suelen ser más constantes y sacrificadas en el esfuerzo.

    Respecto del mayor número de directivos hombres entiendo que la causa está no en una cuestión de capacidad, sino en la jerarquía de valores de hombres y mujeres durante los años en que se alcanza el punto más alto de la carrera profesional…Son más las mujeres para las que ser madres y tener vida familiar es más importante que su trabajo, que hombres que den mayor importancia a su paternidad y vida familiar frente al trabajo.

    Me gusta

  2. Las mujeres estudian más porque no se distraen planteandose cuestiones metafísicas

    Me gusta

  3. Como bien dice JMMU no tiene datos que avalen lo que dice, su afirmación de que lamujer tiene mayor constancia y capacidad de sacrificio tan solo por sus experiencia en los tribunales de oposición no tiene base alguna

    Para hacer tal afirmación tendría que haber observado a hombres y mujeres en su fase de preparación que es en donde se muestran, pero no es eso lo que dice.

    Sin embargo la superior capacidad memorística de la mujer es evidente. pues son capaces de recordar hechos y fechas sin necesidad de esforzarse en ello en mucha mayor medida que el hombre.

    Basta estudiar la evolución humana para encontrar, las razones de las distintas habilidades, que destacan, de cada uno de los sexos, lo que nos evitaria el caer en esa moda igualitaria que ahora se estila.

    Me gusta

  4. ¡Ahora entiendo porqué mi mujer siempre se acuerda de todos los errores que puedo haber cometido en la vida!. Estaba seguro que de tenía una explicación científica.
    Bueno sólo es una broma (en absoluto machista, por favor). Lo cierto es que desconocía los datos que aporta ahora Sevach (como muchos otros, aprendizaje que agradezco), pero en mi modesta experiencia creo que la igualdad entre hombres y mujeres, desde el punto de vista intelectual, es absoluta. Hay listos/as y tontos/as, responsables e irresponsables y trabajadores/as y vagos/as en idéntico porcentaje. Sin embargo observo con cierta sorpresa como en la Administración Pública, cada día más, el porcentaje de mujeres opositoras es aplastantemente superior al de hombres. La razón creo que está más en cuestiones de orden sociológico y personal que de otro tipo: búsqueda de seguridad en el empleo, mejores horarios, igualdad de salarios, etc, etc. Pero también estoy de acuerdo con JMMU cuando dice que, llegado un determinado nivel, a menudo prefieren más su vida familiar que el ascenso profesional. Otra cosa será estudiar si esta “preferencia” es voluntaria u obligada por otras “circunstancias” familiares. Pero eso entra ya dentro de la intimidad de las relaciones matrimoniales de cada uno y yo, por supuesto, no me atrevo a analizarlo en este momento.

    Me gusta

  5. Agradezco tu comentario, sn duda valioso desde tu experiencia y quizás tengas razón en cuanto las mujeres son mas disciplinadas a la hora de acometer oposiciones a largo plazo. Sin embargo, desde mi experiencia (como opositor, miembro de decenas de tribunales de oposiciones y preparador) me atrevo a sostener que, bien por esa capacidad de constancia o esfuerzo, o por la razón psicológica que apuntas, o bien por su especial aptitud para la retención, lo cierto es que los resultados de las plazas de cuerpos superiores jurídicos o administrativos se cubren por mayoría de mujeres. En fin, lo importante es el debate…

    Me gusta

  6. Hola,
    soy hombre y decir que me pareceria totalemente injusto que nos pusieran las cosas “mas faciles” a los hombres, digo mas, seria del todo humillante. Personalmente, y sin intencion de faltar, me parece que tanto psicologos y demagogos nos van a llevar a a decisiones que con un minimo de sentido comun no se tomarian.
    Puestos a poner diferentes umbrales, esta también demostrado que en la escuela, ya sea bachillerato o universidad, las mujeres sacan mejores notas. Nos van a aprobar a los hombres con un 4 en vez de con un 5, por nuestras “menores aptitudes”?, por favor!!
    Lo que pasa es que a los hombres no nos gusta admitir que las mujeres lo hacen mejor que nosotros, por la simple y sencilla razon de que trabajan mas, son mas responsables y constantes, y por ende si consiguen esos puestos de trabajo es por que se lo merecen, por que se lo han ganado, asi de simple.

    Me gusta

  7. Varios estudios ya han demostrado, que, actualmente, a la mayoría de las mujeres que se plantean adquirir puestos de responsabilidad, se las rechaza símplemente, se las ningunea.
    Y es falso que la mujer anteponga su “carrera maternal” porque no lo necesita. Ya que, cuando ésta se plantea optar a puestos mejores, ya ha previsto los inconvenientes que conllevan la maternidad y el hogar.

    Insisto: símplemente, se las ningunea por ser mujeres.

    Me gusta

  8. Sí, algunos hombres simplemente podría ir por discapacitados.

    Me gusta

  9. Sin ser un gran experto en la materia me dispongo a opinar. Parece como aceptado que la diferencia de sexos no solo concierne al cuerpo en cuanto a potencia muscular y similares.En este caso como en el anterior,menores marcas fisicas en policia o bomberos, que siendo diferentes estoy en contra de cualquier discriminacion positiva porque al final es discriminacion, dando ventajas a un grupo sobre otro sin importar el individuo.ej: hay mujeres que son mas fuertes que algunos hombre u hombres que pueden tener una mejor capacidad en lo referente a memorizacion u otras ventajas atribuidas a las mujeres.A mi lo que me importa es que al final el trabajo sea el mejor sin importar el sexo,religion, raza o cualquier otra division.

    Me gusta

  10. Suponiendo que fuera cierto y las mujeres fueran superiores en ese aspecto. ¿Sería justa la discriminación? ¿Por qué no dejar que ocupasen la mayoría de los puestos si están más capacitadas para ello? ¿Por qué rebajar la calidad de esos puestos en pos de un reparto equitativo de los mismos entre sexos?

    Me gusta

  11. Amigo HHMM:

    Digo en mi sucinto post que “mi experiencia me lleva pensar” y que “no tengo datos que lo avalen”…

    No vengo a exponer aquí una tesis doctoral ni un trabajo científico sino mi opinión en base a lo que me sugiere mi experiencia. Sólo eso.

    Me gusta

  12. Creo que las explicaciones simples suelen ser las más acertadas. En mi opinión, en la Administración, al menos en el acceso a la misma, es donde no hay discriminación (hay una oposición) y por lo tanto hay más garantía de obtener un puesto. En la empresa privada sigue existiendo (cada vez menos) discriminación y la mujer por ese motivo se presenta a las oposiciones con más ganas y seguramente las mejor preparadas. Muchos de los hombres bien preparados han obtenido un puesto de trabajo en el mundo privado.
    Además al haber accedido la mujer en los últimos años a nuevos puestos de trabajo, hasta entonces vedados, todavía necesita demostrar su capacidad más que el hombre (el ejemplo lo tenemos con las nueve ministras), y, por eso, las que destacan suelen ser mejores que los hombres.

    Me gusta

  13. opositor crispado

    Hola:

    La verdad que en este foro se ha abordado posiciones de todos los tipos, pero como opositor con cierta experiencia en la vida, me siento algo crispado. El mero hecho de decir que las mujeres son mas constates y responsables nos deja a los hombres como vagos y distraidos, y les prometo que las 9 horas que hecho al dia no son para mirar las apabardas.

    Por mi parte considero que ni hay mujeres muy listas ni hombres muy tontos, solo que tenemos modos distintos de hacer, decir, pensar y realizar las cosas. En mi caso tengo dos compañeras y les puedo asegurar que si, son muy trabajadoras y constantes, pero podemos decir lo mismo de distinta manera, de modo que me crispa pensar que por ser hombre no puedo ser mas constante o mas responsable o mas inteligente que cualquier mujer.

    Por lo que se refiere a que nos pongan las cosas mas faciles, a caso el mero hecho de que una persona que tenga una discapacidad del 33 % la hace mas tonta, que una persona sin discapacidad, pues no creo que por ser hombre me tengan que poner las cosas mas faciles que a una mujer; pues en mi opinión no, por lo tanto me parecería ridiculo tratar de manera desigual a los iguales.

    Me gusta

  14. Sin ánimo de incurrir en mayor polémica: hay estudios como churros en una churrería. El estudio de esta mujer doctora, ¿sobre qué material se ha realizado? ¿Era una muestra homogénea en términos absolutos o al azar?
    Conjeturar sobre estas cuestiones de superioridad de sexos, no deja de ser una lamentable muestra de cómo las universidades dilapidan recursos económicos (muy grandes en el caso norteamericano) en estudios que son más estadísticos que científicos, donde se analizan pequeños aspectos de una realidad tan grande y compleja como es toda la Humanidad, con millones de seres humanos de muy diversa procedencia, formación, costumbres, religión, raza y economía.

    Pongamos un ejemplo: Si la autora analizó 50 varones blancos americanos, universitarios y de cierta posición social acomodada, y otras cincuenta hembras de idénticas características, preguno ¿se puede extrapolar ese estudio y sus resultados a un grupo de 50 hombres y 50 mujeres de Etiopía o de Bolivia? Yo modestamente, creo que la autora no está en condiciones de pretender un resultado global de su estudio a partir del análisis de una realidad inevitablemente parcial e incompleta, y que el estudio está muy cojo para llegar a semejantes conclusiones. En la memoria, influye desde la carga genética hasta el desarrollo neuronal a través del ejercicio intelectual, de poner a trabajar frecuentemente las neuronas. Y sencillamente, hay sociedades donde hombres y mujeres tienen mejor herencia genética intelectual (porque de padres cultivados y económicamente desarrollados normalmente es más habitual que salgan hijos con mejor predisposición al estudio o a la creatividad artística o científica, en términos generales, y en sociedades endogámicas o deprimidad económica y culturalmente, esa “carga genética” será, previsiblemente más pobre)

    Nadie se ha parado a pensar, que actualmente, en España si a lo mejor hay más opositoras y más funcionarias públicas no se debe más a que la mujer suele buscar la seguridad y la estabilidad en casi todo, a las mujeres, mientras que es claro que, en términos generales, con el riesgo que supone hacer ciertas afirmaciones, los hombres suelen gustar más de la aventura y opta más por la empresa privada y por montar su propio negocio y ser su jefe, sin nadie que le diga cuál es su horario, su sueldo y su trabaj
    En un terreno de igualdad jurídica y social afortunadamente creciente y casi de equiparación, sobre todo en el terreno público, entre sexos, ¿por qué sigue habiendo muchos más empresarios y autónomos que empresarias y autónomas, con diferencias abismales? ¿Será que la mujer no está dispuesta a arriesgar en la vida, que prefiere lo “seguro”, al papá “Estado”, que al marido “riesgo empresarial”?
    De muestra un botón: mi esposa, es funcionaria, y lo tengo claro y ella también: es que sólo podría ser eso en la vida, es lo que quería y es lo que tiene. Yo soy autónomo, y también lo tengo claro, es lo que quería y es lo que quiero seguir siendo. La esencia es el planteamiento de vida, el ideal que suelen (no todas, por fortuna) tener las mujeres:la casa bonita y pagada la hipoteca, el cochecito mono, el marido/pareja, los hijos como soles, su madre los domingos a comer (o a comer en casa de su madre los domingos, etc. : todo muy bonito, muy lineal y forzosamente repetitivo, pero muy “seguro” (y que nadie ose tocarlo!, que te toparás a una tigresa!) En cambio, con los hombres, con el cazador de las cavernas, todo ha ido más lento, y es difícil cambiar tantos milenios de inconsciente colectivo masculino: es que al varón le ha costado mucho, y le seguirá costando pasar de cazador, pescador o navegante a ser un objeto más del ajuar doméstico. Y aunque esas profesiones ya no estén de moda, porque porque hoy todo está empaquetado o enlatado en el supermercado de la esquina, porque los mares ya no son libres sino de los estados y la pesca no abunda como antaño por las multinacionales predadoras, lo cierto es que seguimos llevando mal hacer lo mismo, básicamente, de por vida, hacemos un mal objeto doméstico, por eso los funcionarios se aburren más que las funcionarias, y en general tenderán más los hombres a trabajar en otros sectores que ofrezcan un aliciente vital mayor y más personal, más imprevisible y sometido al azar, que tener el mismo puesto de por vida con algunos “ascensos” de por medio por mérito, antiguedad o puro peloteo.
    El terreno de la administración pública es y será, al menos en España, de predilección femenina, mientras que la empresa privada, sobre todo la gran empresa privada será terreno netamente masculino, pues es campo donde hay riesgo, aventura en definitiva, y el hombre suele disfrutar más que la mujer con este tipo de situaciones donde las cosas no suelen ser previsibles, al menos, no del todo.

    El error a la hora de hacer estas conclusiones, es plantear estos estudios en términos de sexo, que no deja de ser un intento sesgado, y acaso manipulador, de definir la realidad social. Lo interesante no es tanto la capacidad memorística, y quién la tiene más grande, sino qué uso se da a esa capacidad y para qué se usa. Acaso ello explicaría por qué los hombres suelen tener propensión a las ciencias y las mujeres suelen preferir las letras, por qué hay más ingenieros que ingenieras y por qué hay más fontaneros que fontaneras.

    Me gusta

  15. Como opositor me alaga la polemica sobre esta materia. Sin embargo no creo que las diferencias en terminos cuantitativos sean relevantes. Se ha parado a pensar alguien sencillamente en que hay mas mujeres que hombres? …y que las condiciones de trabajo en las administraciones no las van a encontrar en las empresas (Lo de las empresarias autonomas ya es para nota) Si que hay ciertas diferencias memoristicas, ademas de una superior capacidad de concentracion en las feminas (o menor capacidad de despiste, segun se quiera ver) y por tanto, mejores resultados en ese tipo de pruebas, pero habria que cuestionarse si las pruebas basadas-casi exclusivamente- en la memoria son el mejor criterio de seleccion en un mundo donde los medios electronicos ,entre otros, la hacen perfectamente prescindible….. Por lo demas, el hecho de valorar la memoria por encima de la comprension de lo aprendido me resulta cuando menos preocupante Yo no me atraveria a calificarlo de “mera anecdota”.

    Me gusta

  16. Pingback: Excelencia de mujer « Antonio Arias Rodríguez es Fiscalización

  17. Es de lo más ridículo que he leído. Si alguien, ya sea hombre o mujer y por la razón que sea, es mejor ópcion para realizar un trabajo por el que se esta compitiendo, a este es al que se le debe dar ese trabajo. Lo demás no interesa, las cosas caen por su propio peso por si mismas.

    Me gusta

  18. Pingback: Lo que hay que saber sobre oposiciones ante la Oferta de empleo 2015 | Contencioso.es

  19. Pingback: Excelencia de mujer | Fiscalizacion.es

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: