Contencioso Crónicas administrativistas

La burrada de Alex Crivillé sobre los deportistas que tributan

alex-cMe quedo perplejo de que el campeón del mundo de motociclismo afirme a los cuatro vientos que “los deportistas de élite españoles se van todos a vivir fuera de España. (…) El que no lo hace es un burro”. Esta burrada me provoca una rápida reflexión teñida de lástima.

1. De entrada, admito que la administración tributaria es voraz y casi inquisitorial, pero eso no quiere decir que los contribuyentes que pagan sean unos burros. Es algo así como decir que si la policía de tráfico tiene un exceso de celo al multar, son unos burros los que pagan la multas.

También es cierto que su caso no se equipara al gravísimo abuso de otros que se escudan en una residencia en el exterior que es falsa (caso de la tenista Sánchez Vicario) sino que pertenece a los casos también reprochables en que tal “residencia formal” (183 días y ni uno más) no es real. Pero el que algo cuente con las bendiciones de un torpe legislador no impone que se aplaudan conductas éticamente reprochables.

2. En el plano humano me parecen afirmaciones que dicen mucho pero nada bueno de quien las profiere:

  • Demuestra ingratitud. No me parece admisible que alguien que disfruta de un estatuto privilegiado porque su país se lo permite y acoge, pueda dar coces al Estado benefactor. No olvidemos que lo que es, deportista de élite y campeón del mundo, lo debe a su mérito personal pero sin duda contribuyeron las condiciones de un país que se lo permitió (infraestructuras, libertades, subvenciones, etc). O sea, como el hijo que educado en casa, se va de España pero vuelve en las fiestas y come en casa, pero además llama burros a sus hermanos.mirada
  • Demuestra una actitud hacia el fraude para evitar la ley tributaria que sin duda refleja lo que es la persona en su esfera íntima e incluso deportiva. Alguien que no es de fiar. Quien engaña a su país, quien desvía fondos para que no sirvan a todos, es quien no tendrá escrúpulos para engañar en las competiciones ni en la vida cotidiana.
  • Demuestra ignorancia. Alguien debería recordarle que si tiene un accidente de motocicleta en una competición española o si hay que velar por su seguridad, la sanidad pública y la policía, se sufraga con los impuestos en su mayor parte.
  • Demuestra gran insolidaridad al fomentar estrategias encaminadas a una especie de evasión fiscal, jugando con la residencia estratégica. Hay cosas que son lícitas pero no deben fomentarse. Es lícito hacer muecas en actos públicos, bodas y funerales, pero no debe fomentarse. No confundamos el plano legal con el plano ético.
  • Demuestra temeridad pues olvida que el mensaje directo y el subliminal de su torpe afirmación en seguidores y público, especialmente en el juvenil, es algo tan simplón como que es bueno eludir el pago de impuestos. Hay que cuidar el ejemplo que da el obispo, quien no debe decir desde el púlpito que son unos burros los que no engañan a sus parejas acudiendo a lupanares de lujo con garantías de confidencialidad.

3. Veamos lo que yo sugeriría en cierta clave irónica, que si la ley permite esta estrategia para evitar tamaña insolidaridad deberían buscarse otras vías jurídicas para que no cunda tan pernicioso ejemplo.tele-pala

  • Los deportistas de élite son escandalosamente afortunados. Quizá es hora de establecer un tributo afectado estilo Robin Hood que grave los rendimientos por publicidad de los deportistas de élite con destino a financiar la formación de deportistas modestos.
  • O mejor aún, disponer que solo podrán participar en competiciones oficiales españolas bajo el pabellón o formando parte de equipos españoles los que tengan la residencia en España más de 183 días. O sea, la misma condición para lo bueno de competir, como para lo malo de tener que tributar por la renta en España.
  • O quizá disponer que en los medios televisivos no podrán participar en anuncios publicitarios los deportistas de élite que no residan en España más de 183 días. Al fin y al cabo, la publicidad masiva debe tutelar el ejemplo.
  • O para evitar discriminaciones, imponer en la televisión que cuando aparezca en anuncios figure en letra pequeñita: “Este deportista tributa por un paraíso fiscal o tiene la residencia fuera de España”.
  • O sencillamente, como condición para participar en competiciones de élite, superar unos exámenes de “Formación para la ciudadanía”.

gritoEn fin, que se demuestra nuevamente que el Rey Midas todo lo que tocaba lo convertía en oro, pero en cambio, los que pertenecen a cualquier élite, fuera de su especialidad, dicen tonterías como las decimos todo hijo de vecino.

Permítaseme soñar que si pudiese establecerse en el futuro un impuesto sobre necedades proferidas en público, las arcas públicas rebosarían (y si los Presidentes de Estados Unidos no estuviesen exentos…).

27 comments on “La burrada de Alex Crivillé sobre los deportistas que tributan

  1. Un deportista compite, gana y, al terminar la carrera, da una vuelta de honor con la bandera de su país -y de su comunidad, y de su pueblo-; luego dice que paga sus impuestos en otro país distinto para tributar menos, y que quien no lo hace es idiota. ¿Qué falla en esta ecuación? Sin duda alguna, a mi entender, la bandera. Somos las masas, idiotizadas, quienes «configuramos» el tipo delictivo. Si en vez de llevar la bandera de su país -y de su comunidad, y de su pueblo- portase la bandera pirata durante la vuelta de honor, no tendría nada que reprocharle.

  2. Manuel

    ¡Vaya asunto! Como siempre, lo único que sobra son las descalificaciones, menosprecios e injurias, Decir que el Sr. Criville tiene un deficit neurológico (seguro que quiere decir intelectual o demencial, porque motor no se le ve) por sus multiples caídas, y que gano un campeonato del mundo porque tenia la mejor moto, creo que es desviarse de aspecto moral y jurídico y faltar a la verdad. Ser campeón del mundo en algo, esta vedado a la mayor parte de los ciudadanos, con moto buena y con moto mala.
    Otra cosa es que contra los catalanes ¡vale todo!.
    Y al hilo de esto, se despelleja a los deportistas catalanes o con vinculación con Cataluña, mientras que a los del Realisimo…hay que respetarles la presunción de inocencia.
    Lo real e importante, al hilo y complementando lo que dice Pilar, es que no se condena y se vota a los corruptos, los tribunales van pidiendo rogatorios por todos los confines y no se les «ocurre» auditar las empresas con contrataciones del Estado. Se difama a los catalanes por la prensa de Madrid (que es española) amenazándoles con las «pistolas» de antaño y no se les permite autofinanciarse sino que sus excedentes se destinan a subvencionar otras regiones, que es MUY SOLIDARIO, pero que no obliga a estas regiones a desarrollarse para «algún dia» dejar de ser subvencionadas. Y para colmo nos dicen que Madrid es la mas rica, y cuya única riqueza es albergar todos los estamentos del Estado, incluida la prensa hablada y escrita.
    Mientras se alaba a las grandes fortunas individuales y empresariales, sin pedirles que coticen o reparten con mas equidad…y nunca se les persigue ni jurídica, ni mediáticamente.
    Se confunde empresa con empresario.
    Ah, y no se dice los motivos fundamentales del NO a la Constitución Europea: Ni alemanes, ni franceses…quisieron repartir sus riquezas en igualdad de condiciones con portugueses, rumanos, españoles…porque al poco tiempo, Alemania seria tan pobre como Andalucia y nunca Andalucia tan rica como Alemania.
    En ese contexto, no es de extrañar que los deportistas se sientan «inquisitoriados». No se tiene en cuenta que cualquier deportista, que ha tenido los mismos medios que el común de los mortales y han utilizado los mismos recursos (por contestar a quien dice que se han desarrollado en un país con determinadas condiciones) han sobresalido y pagan, en términos absolutos, mucho mas de lo que aportamos todos…y encima, son divisas que nos entran de los premios obtenidos en el extranjera. Es otra industria…como la del turismo.
    Y para terminar, en la norma se incluyen Messi, Ronaldo…y otros futbolistas que en cuanto dejan de «trabajar» y cotizar muchísimo, tienen dificultades para subsistir…o casi.
    Saludos cordiales.

  3. FELIPE

    Los desvanecimientos o pérdidas de consciencia del Sr. Crivillé no solo son reales sino que fueron la CAUSA de su prematura retirada. El primer desmayo lo sufrió en Valencia en el año 1999, tras haber sufrido graves caídas y traumatismos en el año anterior, coincidiendo con el fallecimiento de su padre, en especial una en Japón. Desde entonces no dejó sufrir episodios de pérdida de consciencia momentánea, que no pudieron ser solventados con tratamientos terapéuticos, razón por la que, siguiendo el consejo de los mejores neurólogos especialistas del mundo, se tuvo que retirar.

    Por tanto, no confundamos de forma interesada lo que son hechos con lo que son invenciones (mucho menos malintencionadas). Ni perdamos de vista que el indicado se ha retractado de lo dicho y reconocido su error. Ni, por favor, hagamos victimismo, Ni transformemos la cuestión, de forma tan artificiosa como forzada, en un ¿ataque a los deportistas catalanes?. Nada más lejos de la realidad. Ni eso es verdad. Ni esto es el Marca. El debate ha sido muy rico, plural y variado. Escojan lo que les más les guste o haya convencido. Es sólo eso.

  4. José María

    Me duelen muchas de las cosas que se han dicho en este comentario. Y me duele precisamente por el cariño que le tengo por todos los demás que leo con avidez y agrado.

    No olvidemos que los impuestos se extraen, COACTIVAMENTE, de aquellos que han creado riqueza, y que por justicia, deberían poder conservarla.

    Si los impuestos son un pago por unos servicios, es perfectamente legítimo querer un pago menor, y menos servicios (a mi me sobran la mayoría).
    Repasemos los hechos:
    1) Los servicios básicos del Estado (seguridad ciudadana, justicia, defensa, política exterior) se pueden pagar con los impuestos especiales del tabaco y el alcohol. Y sobra dinero.
    2) No es para los pobres. Si el Estado no puede acabar con la pobreza gastando el 45% de la riqueza que se produce en España, que es de los países más ricos del mundo, no va a conseguirlo gastando 50, o 60%.

    Ahora bien, ¿defender lo anterior le convierte a alguien en un ingrato, ignorante, insolidario, temerario y necio¿. ¿Hasta el punto en que al que lo haga hay que negarle su libertad de expresión, señalarle en público para condenarle al ostracismo en la sociedad e instaurar una policía del pensamiento para impedirle participar en competiciones?.

    Esto, señor Chaves, con todo respeto, es totalitario. Si alguien se ve en la necesidad de defender sus ideas por la fuerza y el insulto, debería plantearse si esas ideas merecen realmente ser defendidas.

  5. Alvaro M.

    En realidad estamos ante el mismo dilema que ya nos planteaban en teoría del derecho / derecho natural / filosofía del derecho: ¿es lícito – no digamos moral – desobedecer una norma que naturalmente consideramos injusta y desproporcionada? Ejemplos no nos faltan…¿por qué alguien que quiere ejercer una actividad tiene que pagar un autónomo tan alto aunque no gane dinero suficiente, y con menos coberturas(=justificamos trabajar en negro)? ¿Por qué a mi casa le abren expediente y a la que ha construido el policía local en suelo no urbanizable protegido no le pasa nada(=el principio de igualdad, la coherencia de la administración pública, a hacer gárgaras)? Etc. Pasa como el beneficiario de los ERE de una empresa en la que nunca trabajó, que alegó que «se merecía» la prestación después de haber estado trabajando 25 años de electricista (si no recuerdo mal)… u otro clásico, la madre de avanzada edad que justifica que su hijo vendiera joyas sustraidas de una furgoneta con las ventanas abiertas «porque el dueño del vehículo había sido un descuidado»…,. Cada uno se busca su justificación para no cumplir y para excusarse. Y es que a mí me parece que todos caemos en la tentación de la inocencia…la mayoría de los clientes están plenamente convencidos de que son inocentes porque la ley «no es justa»…todos somos inocentes (hasta que nos pillan, claro).
    Me temo que es algo consustancial a la naturaleza humana.,..no tiene remedio.
    Y el tema de las normas tributarias, por su carácter coactivo, es de los que se prestan a más crítica. Es cierto que los que nacemos aquí nos beneficiamos de un sistema educativo, sanitario etc soportado entre todos via impuestos y Seguridad Social, y que ello de alguna manera nos deja «en deuda» para que «devolvamos» al sistema algo de lo que hemos percibido, pero con esto pasa exactamente lo mismo que cuando tienes un hijo y – «sin razón suficiente»- se marcha y no quiere saber nada de tí, y no te llama ni por tu cumpleaños (o solo es). Porque se ha buscado la vida por ahí, porque no quiere follones con su mujer etc. Evidentemente esa persona está siendo ingrata, pero eso es lo que hay. En la vida tiene que haber de todo. Y dará igual que a esa persona le obliguen a publicar que no tributa en España, ello incluso lo hará más atractivo a los ojos de los jóvenes porque aquí en este país se valora más al que triunfa sin dar palo al agua o dando un pelotazo que al sacrificado profesional o empleado que a través de teson y esfuerzo curra de sol a sol…el primero es el listo y el segundo es el tonto…porque el nivelazo moral que tenemos en este pais de compromiso etc ya lo vemos en la política, ellos son los que nos representan y mira …
    Al final de lo que se habla es de convertir la moral en una norma vinculante y coactiva…y por esa espita pueden entrar muchas cosas, porque la moral cambia…

Gracias por comentar con el fin de mejorar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: